Mensaje de bienvenida

¡Bienvenidos todos al cine de Gelen!

Yo soy Gelen, y aquí podréis leer mis críticas de cine, tanto de películas de cartelera como de películas más antiguas.

¡Espero que disfrutéis leyéndolo tanto como yo escribiéndolo!

No es tan fácil con Meryl Streep (2009)

2

Publicado el lunes 4 de enero de 2010 a las 14:09 | por Gelen
, , ,


Para Meryl todo es fácil.


Comienzo mi andadura en El cine de Gelen con una película actualmente en cartelera No es tán fácil de Nancy Mayer con Meryl Streep a la cabeza.


Pocas personas pueden conseguir lo que Meryl Streep ha logrado, será por eso que los directores aún siguen contando con ella, a pesar de imponerse en el cine, un modelo de mujer de treinta años recién salida de la fashion week londinense.


Streep, como sólo algunas excepciones de su generación, tiene 60 años llevados con elegancia, orgullo y serenidad. Sin operaciones de nariz, sin labios hinchados, con sus patas de gallo y tan guapa como siempre, si no más.


Es por ello (y obviamente por su don para la interpretación) que cualquier película en la que participe es sinónimo de al menos, credibilidad, que no es poco.


Ya se puede convertir en la jovial y cantarina Donna de Mamma Mía, o en una implacable periodista en Leones por Corderos, ya puede ser la estricta monja de La duda o la tierna y apasionada ama de casa de Los puentes de Madison. sea lo que sea, Streep consigue veracidad, consigue empatía, que nos creamos el papel, que no miremos a la actriz, que veamos sólo el personaje.


En esta ocasión se enfunda el disfraz de madre divorciada, demasiado cansada e infravalorada como para plantearse ningún futuro amoroso, con una familia de hijos independientes y un ex-marido ligón casado con una exuberante neurótica.


Unos vinos por aquí, unas copas por allá y voilá una noche de pasión con su ex, que se volverá algo difícil de sobrellevar sin que nadie de la familia se entere.


Meryl Streep nos demuestra que hay vida más allá de los 50, que se puede seguir siendo sexy a pesar de ser madre (y casi abuela) y que ella misma es maravillosa.


No es tan fácil se perfila como una comedia amable, divertida, entretenida y (no lo negaremos) con un regustillo moralizante (de esos que le encantan a Hollywood) que no le resta ni un ápice de encanto.


No puedo terminar la crítica sin hacer mención especial a John Krasinski artífice de muchos de los grandes momentos de la película, simplemente genial.

Comparte esta entrada:

  • Stumble upon
  • twitter

Comments (2)

Sin lugar a dudas, es la mejor actriz del panorama actual y su cara forma parte ya de miles de fotogramas que guardamos en uno de los sitios más privilegiados de nuestra memoria:

- la escena de Los Puentes de Madisson el la que, hasta el duro de Clint llora de amor bajo la lluvia.

- Esperando en cuclillas a su hijo que corre por un parque a su encuentro con la música de Kander y Harris en Kramer contra Kramer.

- La primera aparición en escena ,con esa potente y seca voz, de la hermana Aloysius Beauvier en La duda.

- Cantando con ese vaporoso chal rojo en la ladera de una montaña un muy respectable “The winner takes it all” en Mamma Mía.

Una actriz de talento portentoso, sólo igualable por su avispada y reveladora vision del mundo Hollywodiense, que la sigue haciendo estar con los pies en la tierra y sin dormirse en los laureles.

Por fin el marketing y los premios que no premian una labor interpretativa, si no quién más dólares meta en presentaciones, estrenos y ruedas de prensa, han sabido ver más allá con mi admirada Streep, haciéndola merecedora de 15 nominaciones a los Oscar (dos de ellas resultando premiada) y miles de nominaciones y galardones que avalan una carrera, esperemos, realmente larga y fructífera.

Mención a parte dentro de esta película, es cierto, que merece John Krasinski, futuro yerno de la Streep con los momentos más divertidos de la película sobre sus espaldas. Esperemos que alguien de la industria haya visto en él un filón cómico muy agradable, y nos quitemos de encima las mismas nadas de siempre con Carreys, Grants, Martins y demás patulea.

Cristina: Gracias por tu comentario

Publicar un comentario en la entrada